Día 196: Bajo Ko Phi Phi

(Abriendo hueco con la cabeza de carrera, este post debería haber aparecido como por arte de magia el 1 de Diciembre de 2009)

Ko Phi Phi 21

Que la propia Ko Phi Phi fuera una de las cosas que menos me gustaran de Ko Phi Phi no entraba en mis planes. No me entiendan mal, es una isla preciosa, pero si Ko Tao se mantenía dentro de unos márgenes de visitantes aceptables para mí, lo cierto es que Ko Phi Phi los superaba ampliamente. Al menos las playas principales. Que habrá otras, perdidas del mundo, aisladas entre la maraña selvática, que solo se puede llegar en barca, pero que generalmente quedan reservadas a los que tienen una cartera más poderosa.

Ko Phi Phi 08

Ko Phi Phi 02

Ko Phi Phi además de más masificada es más cara que el resto de islas, pero no hay ningún motivo para que no sea así. Cada tarde muchos de los alojamientos ya siguen colgando el cartel de “todo lleno”, mientras sigue la construcción y construcción de bungalows y similares a lo largo de la isla. Oferta y demanda. ¿Cómo resistirse?

Ko Phi Phi 17

Ko Phi Phi 05

Ko Phi Phi aunque siempre fue un paraíso saltó a la fama mundial al ser lugar del rodaje de “La Playa” de Danny Boyle, donde los productores tuvieron a bien, ante el infarto local, remodelar la playa para que la zona pareciera aún más paradisiaca. Se arrancaron cocoteros y las dunas se alisaron con tractores para que pareciera más grande, más tarde lo reconstruirían y se llevarían además de recuerdo una multa del Tribunal Supremo Tailandés. Pero Ko Phi Phi, real o remodelada, estaba en el mapa y con ello tropeles de turistas que querían ver con sus propios ojos si ese paraíso existía.

Ko Phi Phi 11

Ko Phi Phi 06

Ko Phi Phi 07

Pero fue devastado. El 26 de Diciembre de 2004 un terremoto de grado nueve en la escala Richter surgía a 4000 metros de profundidad en el Oceano Índico generando una cadena de tsunamis que acabaron con islas, playas y poblaciones de Indonesia, Sri Lanka, India, Maldivas, Malasia, Myanmar, Bangladesh, Somalia, Kenia, Tanzania, Seychelles y Tailandia. 300.000 víctimas mortales y más de un millón sin hogar. 10 minutos de terremoto que conmovieron al mundo, que se volcó en ayuda internacional.

Ko Phi Phi 03

Ko Phi Phi 09

Ko Phi Phi 16

De esto hace ya unos años y Ko Phi Phi poco a poco resurgió y aunque aún a día de hoy siguen limpiando algunas zonas ha vuelto a convertirse en un centro turístico. Reclamo que para mí tiene un único nombre: Ko Phi Phi Lee. Y es que Ko Phi Phi está formado por seis islas de las cuales la única habitada es Ko Phi Phi Don, pero las formaciones calizas verticales de Ko Phi Phi Lee son impresionantes. Se retuercen creando playas en su interior de aguas azules y donde la Playa de Maya emerge como la joya de tan monumental corona.

Ko Phi Phi 18

Ko Phi Phi 15

Ko Phi Phi 24

Solo por verlo merece la pena ser parte de las hordas turísticas y una de las maneras más cómodas es mediante una barca Long Tail haciendo paraditas para snorkelear. Fantástico, pero si me admiten una recomendación quédense sólo con los tours que se centran en Ko Phi Phi Lee pues los más grandes que abarcan la Isla Bambú o la isla Mosquito no merecen tanto la pena, amén de que hacen paradas en sitios como la playa de los monos, donde no sólo fui atacado por uno, si no que tras morder y darse cuenta de que mi chicha resultaba correosa, me dejó por otras turistas más rollizas.

Ko Phi Phi 04

(..es que los bikinis me pierden…)

En cambio elijan si o sí, poder ver el atardecer en alta mar. Cruzar el tramo que separa a Ko Phi Phi Lee de Ko Phi Phi Don en barca en esos momentos en que la luz cambia cada segundo.

Ko Phi Phi 23

Ko Phi Phi 22

Pero esto fue un regalo colateral. Mis intenciones originales no pasaban por sus atardeceres, sus montañas ni sus playas (aunque habría sido un necio si las rechazara), si no por lo que sucedía bajo sus aguas. Tailandia, bañada por el mar de Andaman al Oeste y por el Golfo de Tailandia al Este, mantiene alternativamente un monzón en cada lado. Cuando una zona está de Monzón, la otra está sequita, así que a las malas te puedes atener siempre a una de las costas si vas buscando buen tiempo. Pero yo lo que buscaba era redimirme con los fondos marinos. Ver lo que quise ver pero no pude en Ko Tao. Cambiando de costa me aseguraba tranquilidad en las aguas. Traducido, visibilidad.

Ko Phi Phi 20

Ko Phi Phi 10

Pero al igual que todo en Ko Phi Phi, bucear es más caro (aunque creo que sigue siendo irrisorio comparado con otras partes del mundo) así que para no descacharrar demasiado mi presupuesto me permití sólo un par de inmersiones en su parque natural. Bida Nok y Palong habrían de calmar mis ansias. Y si bucear ya me encantaba, la experiencia fue alucinante. Con 25-30 metros de claridad, el mundo submarino se revelaba ante mí con tal fuerza que se me olvidaba que estaba buceando. Ni mirar nivel oxígeno, ni mirar profundidad, ni nada, solo peces, corales, anémonas, aquí allí, más allá… argh!!! no daba a basto. Sonreía bajo la máscara, Syed, mi guía, que me pedía calma. “No te va a durar el oxígeno nada, tranquilo, tranquilo”. Ohm. Intente mantener la compostura, pero con escaso éxito.

Ko Phi Phi 12

Ko Phi Phi 19

Syed se llevó la mano a la cabeza, extendida sobre la frente, simulando una aleta. Era el gesto que indicaba la presencia de un tiburón. Y allí, reposando bajo los fondos marinos, un moteado tiburón leopardo descansaba tranquilamente, ignorándonos completamente. Para mí enorme, gigantesco, para los más expertos relativamente pequeño. Aguafiestas. No fue el único encuentro delicioso con la vida marina, todos lo son, pero ver nadando hacia tí a una tortuga halcón que indiferente te cruza por debajo, a algo más de un metro, fue completamente mágico. Grumetes de tierra, lo que se están perdiendo. Yo ya estoy haciendo mis cuentas para buscar una funda acuática para la cámara compacta que llevo conmigo. No digo más.

Ko Phi Phi 01

Ko Phi Phi 13

Fueron mis últimos días en Tailandia, un país que cogí con la desidia que me comenzó transmitiendo Bangkok, pero que trabajó con ganas y fuerza que me llevara un fantástico recuerdo. Era el momento de cambiar de cruzar la frontera sur hacia la vecina Malasia. ¿Otro mundo diferente? Por supuesto, todos lo son.

Ko Phi Phi 25

24 comentarios en “Día 196: Bajo Ko Phi Phi

  1. Si, si, te odio y lo sabes. No he querido decirtelo hasta ahora pero ya está bien! Tiburones? Tortugas? Y un traje de neopreno corto encima!
    El mono que te mordió era uno de mis secuaces, admite que en parte lo mereces un poco, por todos los que te leemos pegados al radiador.
    Sigue disfrutando como un enano, Malasia promete 🙂

  2. pff… cada vez se te da mejor escribir ignacio! tu lectura es cada vez más entretenida e interesante (siempre lo fue, pero se notan los kilómetros que llevas encima) Y bueno, de las fotos ya no hace falta que te diga nada, pequeños fragmentos del mundo en cada una de ellas 🙂

  3. Ya veo que ésta está siendo la parte «dura» del viaje, jejeje.

    No te puedes imaginar lo que me entra leyéndote cuando por aquí andamos a -20ºC… ¿envidia úlcero-corrosiva?, algo así.

    Sigue disfrutando, y dejándonos disfrutar a todos contigo, una maravilla.

  4. Sí, sí… tu consigue la funda aquática que nosotros miraremos con ganas todas y cada una de las fotos que nos regales!!!

    Al leerte dan unas ganas locas de meterse en el agua, pero es que en la bañera de la habitación no hay corales, ni pececitos, y no digamos ya tortugas… que poca imaginación tienen estos hoteles, por favor… T_T

  5. Hola que tal, me han gustado mucho las fotos que tienes, que camara usas? estoy por comprarme una buena, a ver si me puedes aconsejar, por el tipo de fotos veo que te gusta la fotografía no? un saludo

  6. Me has hecho recordar Halong Bay! Eso sí, lo de encontrarme con un tiburón, no gracias. A mí me brindas mejor ardillitas, cervatillos y rebecos, que no me va la humedad. Eso sí, de los monos mejor no fiarse! Que se parecen mucho a nosotros!

  7. Sin gente las phi phi serían la hostia. con esto de hacer snorkel me están dando unas ganas de pillar un avión a cualquier parte donde me pueda bañar… Que vaya bien en Malasia!

  8. dan ganas de irse corriendo para allá… el sitio es muy muy bonito y con los fríos que tenemos ya por los madrilessss P… coge calorcito para todossss…
    Un beso

  9. Otro minipunto para que consigas una funda acuática para la cámara compacta. Que seguro que también sabes hacer virguerías con una compacta.

    Mira que ni sé respirar bien cuando nado pero hasta me están entrando ganas de probar a bucear. Fantásticas sensaciones las que cuentas.

  10. Eso es un viaje sufrido y estresante y lo demás son tonterías jaja.
    Ayer llegué de Marruecos, y viendo tu tirria a la saturación turística, casi que te desaconsejo Marrakech y compañía, aunque los zocos y la medina tienen su encanto…

  11. Ha sido como leerme a mi misma pero mucho mejor escrito, jejejeee

    Yo fui de las que elegí Ko Phi phi como destino playero dentro de mi viaje por Tailandia. No lo elegí yo directamente pero aún así no fue acertado. Tendríamos que haber ido a Ko Tao, peroooo, ainsss. Eso sí, buceé en Ko Phi phi, y cuando me hicieron una foto con una tortuga al lado (con mi cámara desechable) flipé. Sigo teniendo mucho respeto al mar, pero desde entonces busco destino turístico para bucear y ver algo parecido, si es posible. Y también busco funda para mi cámara compacta, jejejejeee, pero nada que no se escape de mi presupuesto de calle…

    Ainsss

    BESOS

    Y sigue dándome envidia andaaaaaaaa

  12. Lunatrix, pues las he estado mirando y no veas si es dificil encontrar un sitio donde las vendan!!! (que no sea online… quiero decir).

    Raksha! Lo sabía!!! Olía a tus sucios trucos a legua!!! Se merecía haberse convertido en macaco submarino…

    Nuala, a ver si te animas!! 🙂 A que ya te parece que tus oídos están estupendamente? 😀

    Monchoman, jajaja!!!

    Gala, gracias. Sigo pensando que os suelto unas chapas terribles. ¿Sabéis que cada post son aproximadamente dos folios sólo de texto? 🙂 juaaaas!

    Javi «On the Road», todo sufrir…

    Queseyo, es que te vas a unos hoteles que no tienen nada de nada… con tal de ahorrar unos eurillos, ni peces! Y yo ya no te digo más, que no tengo generalmente ni plato de ducha… 😀

    Josué, la cámara al final no hace las fotos. 🙂 Yo tengo una Nikon D90 y entre Canon y Nikon no creo que hagas mala elección. 🙂

    Japogo, a este paso te veo lavándote con arena y volviéndote efervescente!!

    Diego Labajos, pues si es por snorkel, tienes miles de sitios por todo el sudeste asiático. 😀 Jejeje… no es por picar. 😛

    Cris, si yo siempre fui estufita….

    Oria, siiii… todos a bucear! La funda de la cámara se complica…

    Morfet, gracias por el consejo, aunque aún no entran en mis planes. A parte de las hordas turísticas… que tal?

    Jose Diego, ambos son miembros del club de los monos que amenzan y extorsionan a los turistas para ponerse como la moñoños…

    Txilibrin, asi que eres una master de buceo por la zona? Recomendaciones, please? 🙂 Aunque no nos guste un turismo tan masivo, hay que reconocer que Ko Phi Phi es genial, verdad? Pues cuando puedas vete a Ko Tao peor que no sea en Noviembre!!! 🙂

    🙂

  13. No no no, Dios me libre, experta no. De hecho, por falta de tiempo no me saqué el titulín (bueno, y presupuesto, para qué engañarnos, jajaja).
    No me acuerdo de la zona por la que estuvimos buceando, podría decirte que es una de las rocas más grandes detrás de la playa de «La Playa», jejeej, lo tengo clarísimo ehhhhhhh
    Eso sí, tengo claro que pocas veces voy a volver a ver algo así debajo del mar.

    Ah! Mi experiencia negativa, un banco de medusas enorme (de esas pequeñas que picaaaaaaaaaaan) que nos hizo dar la vuelta. Ya en la playa me habían picado mientras ensayábamos el buceo, jejeje

    MUAAAA

    Disfruta por los que queremos volar… Que sepas que si definitivamente no me echan del trabajo (que no creo) voy a dejarlo, volver a mi tierra (Bilbao) y emprender un viaje en solitario, no tan largo como el tuyo. Y parte de la culpa la tienes tú, no te creas 😀

  14. Ahm pues donde yo. Son las dos islas pequeñitas que forman parte del parque natural… 🙂 Con respecto a tu viaje, si es lo que quieres hacer, hazlo!! Es ahora o nunca! Suerte! Nos vemos por el mundo! 😀

  15. Ese mono tan gordi es el que te mordió?. Te has hecho daño?. No te enfades con él, es que creerá que eres de comer…Yo estoy con la chica que dice que es uno de sus secuaces, mira que ver una tortuga…y un tiburón!!!! qué suertudo, qué envidia me das…

  16. No ese no fue, pero vamos, seguro que era su primo o con el que juega al mus. Cómo dice mi padre, con tanto viaje ya no debo ser ni apetitoso… me muerden y me sueltan… no valgo ni como elemento de la cadena almenticia…

  17. La verdad es que en dos días se puede ver todo. Nosotros fuimos luego a un trekking por el valle de Ourika (prescindible) y a Essaouira, pueblecito pesquero (recomendado). Por lo demás bastante bien. Buena gente, buena comida y chicas guapas 😛
    Te diría que vieses alguna foto en mi flickr pero casi que no que igual te entra la risa floja.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *