Myriam

Myriam 15

Me lo pasé en grande, pero no puedo atribuirme méritos falsos porque sería mentir, estaría muy mal y porque incapaz de tapar mis huellas correctamente se acabaría descubriendo el pastel. Torpe criminal. Así que insisto, a pesar de la diversión y de buscar los mejores encuadres que pude, de tratar de ajustar los flashes y las cajas de luz de la mejor manera que mi reducida experiencia supo, solo me limitaba a intentar plasmar la visión que Myriam había tenido en su mente. Una mera herramienta, para eso hemos quedado… porque la idea, eso tan denostado y menospreciado en tantas ocasiones es lo realmente válido. Y ella lo tenía claro. Tres cambios de ropa y tres escenarios. Después un pelín de retoque, tres ajustes de curvas, tres tonos y la verdad es que acabamos los dos muy contentos con el resultado. Creo que los operarios del desguace opinan lo mismo. Hay cosas que mejorar, detalles que pulir por mi parte, pero la luz es más difícil de controlar de lo que uno se imagina. Habrás más, por supuesto. Así que estén atentos. Mientras tanto aquí os dejo con el arte de M.

Myriam 02

Myriam 05

Myriam 09

Myriam 01

Myriam 04

Myriam 11

Myriam 08

Myriam 03

Myriam 13

Myriam 06

Myriam 10

Myriam 07

Myriam 14

Más info: Myriam López Avilés | Galería completa
Y si, han quedado preciosas, pero no todo es glamour. 😛

11 comentarios en “Myriam

  1. jajjaja que buena la de no todo es glamour, me encanta :P. Las otras preciosas, me gusta mucho la del reflejo en la bañera. Una pregunta, ¿porque hay una foto en blanco y negro si son todas en color? Por lo demás, a seguir con esto que tienes mano

  2. ¡Qué pasada de trabajo Ignacio! Me ha encantado. Me gusta mucho el tratamiento del color. La próxima vez que coincidamos me tienes que enseñar algunos truquillos. 😉

  3. Pues como siempre, un trabajo estupendo. La luz es difícil de controlar, efectivamente, pero parece que no te te da nada mal 😉
    Y lo que más me gusta… que disfrutes. Y la sensualidad de las fotos. Pero sobre todo, que disfrutes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *